sábado, 25 de enero de 2014

Siéntete bell@

¡Hello, adolescentes! Hoy me gustaría daros un consejillo sobre cómo debéis aplicaros el champú y el acondicionador.
1- Utilizad agua tibia, la caliente os resecará el pelo y con la fría corréis el riesgo de revivir la dramática escena del Titanic en vuestra ducha.
2- Colocaos el champú en la mano y únicamente la cantidad de una moneda de 50 céntimos.
3- Unta el champú y hazte una especie de masaje en el cuero cabelludo con la yema de los dedos. Se aprovechará mejor el champú y te relajarás al máximo.
4- Cuando salga espuma, lleva el champú hasta las puntas del cabello.
5- Aclara hasta que no quede ni pizca de jabón.
6- Cuando te pongas el acondicionador, hazlo solo de la mitad del pelo hasta las puntas, nunca por la raíz, ya que te lo engrasaría. Una vez puesto, exprime tu pelo como si fuera un trapo mojado para que penetre mejor.
7- Cuando haya pasado el tiempo indicado en las instrucciones, acláralo. En verano, intenta hacerlo con agua fría, va mejor para el pelo.

Recuerda que, a parte de estos consejos, es muy importante que escojas un champú adecuado a tu pelo y que siempre es mejor utilizar todos los productos de una gama para asegurarte de que tu pelo luce lo mejor posible.
Gama Fructis Nutri Repair, de Garnier.
Gama Repara & Protege, de Pantene Pro-V
Hasta aquí el día de hoy. ¡Bye, adolescentes!
Fuente: adolescents.cat

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentad todo lo que queráis, pero sin spam ni publicidad ni mucho menos faltas de respeto.
Si creéis que hay algún aspecto a mejorar en el blog en general, mejor decídmelo a través del formulario de contacto que encontraréis a la derecha.
Besoos